Las exportaciones de productos alimentarios italianos son más fuertes que el coronavirus